preguntas frecuentes

resolvemos tus dudas

¿Mi casa será privada?

Sí, las viviendas son de uso privado, como cualquier casa particular.

¿Cómo son las viviendas?

La mayoría de ellas serán de dos habitaciones y con un espacio útil de 52 m2. Habrá algunas de tres habitaciones para cubrir las necesidades de determinadas familias. Estas contarán con 76 m2. Todas tienen salón-cocina y orientación sur para maximizar la eficiencia energética.

¿Puedo elegir la vivienda que yo quiera?

La mayoría de ellas serán de dos habitaciones y con un espacio útil de 52 m2. Habrá algunas de tres habitaciones para cubrir las necesidades de determinadas familias. Estas contarán con 76 m2. Todas tienen salón-cocina y orientación sur para maximizar la eficiencia energética.

¿Puedo vender o alquilar mi vivienda? ¿Y heredarla o escriturarla a mi nombre?

Uno de los objetivos de esta cooperativa en cesión de uso es combatir la especulación inmobiliaria. Con ese fin, las viviendas pertenecerán en todo momento a la cooperativa y, por tanto, no se podrán vender, alquilar o escriturar a nombre de cada persona socia. Sin embargo, si serán heredables.

¿Cuándo comenzarán las obras y cuándo se podrá entrar a vivir?

Las obras están en marcha y se prevé que la mudanza se realice a finales de 2024.

¿Y si una vez dentro descubro que no me gusta este tipo de vida?

Si, transcurrido el plazo estipulado, el proyecto no se adapta a lo que pensabas, podrás abandonarlo y recuperar tu aportación al capital social de la cooperativa de acuerdo con la normativa de cooperativas y los estatutos de Axuntase.

¿Se aceptan mascotas?

Sí, se admiten mascotas pero se pondrá especial atención en que no causen problemas (alergias u otros) al resto de cooperativistas.

LA VERDAD SOBRE EL COHOUSING

DESMONTANDO MITOS

El cohousing es solo para personas solitarias y sin familia

¡Calla ho!

El cohousing es para cualquier persona  que busque una comunidad de apoyo y una vida social activa, independientemente de su situación familiar. Muchas cooperativistas tienen familias cercanas, pero eligen el cohousing por la independencia y la comunidad que ofrece.

Es una opción cara y exclusiva

¡Calla ho!

Aunque los costes iniciales pueden ser comparables a los de una vivienda tradicional, a largo plazo puede ser más económico debido a los gastos compartidos en mantenimiento, servicios y actividades comunitarias.

No hay privacidad, todo se comparte

¡Calla ho!

En el cohousing, cada persona o pareja o familia tiene su espacio privativo, con espacios comunes para actividades y socialización. La privacidad personal se respeta y se equilibra con la opción de la interacción social.

Es solo para personas completamente autónomas

¡Calla ho!

Aunque es cierto que el cohousing promueve la independencia, también está diseñado para apoyar a las personas a medida que envejecen y sus necesidades cambian. Existen planes y protocolos de cuidados, si es necesario, permitiendo a las personas permanecer en la comunidad a largo plazo.

Es una moda pasajera

¡Calla ho!

El cohousing  ha demostrado ser una solución viable y duradera en varios países. Su popularidad está creciendo debido a sus beneficios comprobados en términos de bienestar emocional, social y físico de los residentes.

Es solo para personas que ya se conocen

¡Calla ho!

Aunque algunas comunidades se forman a partir de grupos de amigos, muchas se establecen con personas que no se conocían previamente. La clave está en la voluntad de construir una comunidad basada en valores compartidos y apoyo mutuo.

Es complicado de organizar y mantener

¡Calla ho!

El proceso de comenzar un proyecto es muy complejo, pero una vez establecida, la comunidad se autogestiona con el apoyo  de todos sus miembros.

Es solo para hippies o personas alternativas

¡Calla ho!

 El cohousing atrae a una diversidad de personas, incluyendo familias, profesionales, y jubilados, no solo a aquellos con estilos de vida alternativos.

Es una comuna

¡Calla ho!

 A diferencia de las comunas, en el cohousing cada residente tiene su vivienda privada y solo se comparten ciertas áreas y actividades comunitarias.

Es una solución temporal

Muchas personas encuentran en el cohousing un hogar permanente y una comunidad estable.

Todas deben participar en todo

¡Calla ho!

 La participación es voluntaria y las cooperativistas eligen en qué actividades comunitarias quieren involucrarse.

Es solo para personas con ingresos altos

¡Calla ho!

 El cohousing puede adaptarse a diferentes niveles de ingresos y, en muchos casos, busca ser accesible para personas con diversos recursos económicos.

El Cohousing es una secta

¡Calla ho!

El cohousing atrae a una amplia variedad de personas de diferentes creencias y estilos de vida. La participación en actividades comunitarias es voluntaria y no hay imposición de ideologías o creencias.

Las comunidades de cohousing suelen funcionar de manera democrática, donde las decisiones se toman colectivamente y cada miembro tiene voz y voto. Esto contrasta con las sectas, que generalmente tienen una estructura jerárquica rígida con un líder autoritario. En el cohousing, los residentes disfrutan de sus espacios privados y tienen autonomía sobre los mismos. Esto es contrario a las sectas, donde los miembros a menudo deben renunciar a sus propiedades y vivir bajo el control del líder.

Las comunidades de cohousing son transparentes en sus operaciones y están abiertas a la participación de todos los miembros. Las sectas, por otro lado, tienden a ser secretas y exclusivas.

Los residentes de cohousing son libres de dejar la comunidad en cualquier momento sin repercusiones, algo que no es común en las sectas, donde a menudo hay presión y coerción para permanecer.

El cohousing se centra en crear comunidades sostenibles y colaborativas que mejoren la calidad de vida de sus miembros a través de la cooperación y el apoyo mutuo, no en controlar a las personas.

¿Dudas?

Ponte en contacto con nosotras

    También puedes llamarnos por teléfono al 640 85 02 62